Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía formará a 250 mujeres marroquíes en el marco del proyecto ‘Wafira’, una iniciativa impulsada por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, y que se presentó ayer en Huelva. El objetivo es que las temporeras que atienden la campaña de recolección de fresa y frutos rojos adquieran los conocimientos necesarios para emprender su propia actividad económica a su regreso a Marruecos.

‘Wafira' es un proyecto financiado por la Unión Europea a través del mecanismo Migration Partnership Facility (MPF), que busca fortalecer las relaciones sobre la base de la colaboración en materia de migración regular y circular entre España y Marruecos. ‘Wafira' está ideado para alinear la experiencia de estas mujeres temporeras con su formación, de tal manera que cuando regresen a Marruecos puedan emprender por sí mismas y poner en marcha actividades laborales que contribuyan a su desarrollo socioeconómico. De este modo, el proyecto facilita apoyo técnico y soporte financiero a las mujeres para que lleven a cabo este cometido.

A lo largo de los dos años de proyecto, expertos en emprendimiento, gestión cooperativa y en habilidades personales -contratados por Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía- formarán a las temporeras que participen en ‘Wafira’ para que a su vuelta a Marruecos tengan las herramientas y competencias necesarias para iniciar su propio negocio. Cooperativas Agro-alimentarias también será la entidad responsable de acompañar a las mujeres durante su estancia. Durante la acogida, las temporeras marroquíes conocerán el peso de la mujer en el modelo cooperativo, intercambiarán experiencias con agricultoras, visitarán las principales industrias de la provincia y tendrán la oportunidad de crear vínculos con la población local. De este modo, ‘Wafira’ pretende demostrar a la sociedad el beneficio mutuo que va a suponer la ejecución del proyecto.

Por tanto, ‘Wafira’ está totalmente alineado con la labor del modelo cooperativo para fomentar el crecimiento social y económico del entorno, concretamente a través de la formación. Además, el proyecto refleja el compromiso de las cooperativas agroalimentarias andaluzas con el Pacto Mundial de Naciones Unidas, y que se plasma en acciones vinculadas a los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible.

En la actualidad, ‘Wafira' se encuentra en la fase de puesta en marcha con 50 mujeres que llegaron a Huelva a finales de 2021 y cuyo regreso a Marruecos está previsto para el próximo mes de junio. En la segunda fase del proyecto, llegarán a España para emprender a través de este mismo circuito 200 mujeres más.

Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía es una de las entidades españolas que trabajan en el proyecto, junto a la Secretaría de Estado de Migraciones, el Ministerio de Inclusión Económica, de la Pequeña Empresa, del Empleo y de Competencias de Marruecos, la Agencia Nacional de la Promoción del Empleo y de las Competencias marroquí (ANAPEC), la Organización Internacional del Trabajo, ICMPD y la Comisión Europea.

Wafira, ‘abundancia'
El proyecto ‘Wafira' (que en árabe significa abundancia) se organiza en tres fases: una fase preparatoria, que consistió en la selección de las primeras participantes, que ya se encuentran en España, y la realización de unas sesiones de información y preparación previas a la movilidad a España. Este proceso se repetirá con las 200 mujeres que llegarán a finales de 2022.

En segundo lugar, la fase de movilidad, durante la cual tienen lugar los programas de formación y capacitación a las trabajadoras participantes en el proyecto. La finalidad en esta parte del proceso es que cada participante de ‘Wafira' haya diseñado su plan de negocio inicial al término de la formación.

Por último, la fase de retorno y reintegración, que el primer grupo de temporeras emprenderá en el mes de junio, y que consiste en el despliegue, una vez en Marruecos, de sus planes de negocio. Durante los doce primeros meses tras su regreso, recibirán el apoyo técnico por parte de personal de Wafira y de ANAPEC, con la finalidad de poner en marcha sus iniciativas, y se les respaldará con financiación para su puesta en marcha.